¿Qué red social es la más adecuada para mi negocio?

Consejos  ·  10 de mayo del 2018

Según el estudio anual de Redes Sociales 2017 de IAB Spain, ya hay 19 millones de usuarios de redes sociales en España. Las redes sociales más utilizadas son Facebook (91%), YouTube (71%), Twitter (50%) e Instagram (45%), mientras que las mejor valoradas son Youtube e Instagram por delante de Facebook y Twitter.

Pero de redes sociales hay aún más, como LinkedIn, Google+ o Google My Business, y la gran pregunta que nos hacemos todos es ¿qué red social es la más adecuada para mi negocio?

Para hallar la respuesta, primero debemos: averiguar por cuales redes sociales se mueven nuestros clientes y cómo las utilizan, determinar cuáles son nuestros objetivos como empresa o marca (darnos a conocer, mejorar nuestro posicionamiento, promocionar productos, crear comunidad, hacer networking o captar nuevos clientes, etc.) y estar atentos a lo que hace la competencia.

En general, podríamos decir que Facebook e Instagram son les redes sociales por excelencia de las empresas que se dirigen al consumidor final (B2C) porque nos permiten mucha interacción y funcionan muy bien para promocionar productos o servicios. En cambio, Twitter y LinkedIn son las mejores para empresas que trabajan para otras empresas (B2B) ya que nos permiten hacer contactos, captar talento, mejorar la imagen de marca y monitorear qué dicen de nosotros. Si queremos hacer branding, tanto Facebook como Youtube nos serán muy útiles, mientras que Google+, a pesar de no ser demasiado usada por los usuarios, nos ayuda a mejorar el posicionamiento orgánico (SEO).

También es muy importante tener en cuenta el sector. Por ejemplo, Instagram se está convirtiendo en la red estrella para los negocios turísticos, LinkedIn es una buena fuente de contactos para los profesionales liberales y las empresas de recursos humanos, Facebook es ideal para comercios y empresas que vendan ocio, Twitter es la favorita de los profesionales del marketing, los periodistas y los políticos.

Esperamos haberte ayudado, por lo menos, a saber por dónde empezar.